Home Básquet Franco Álvarez: “todos somos iguales, pero diferentes”

Franco Álvarez: “todos somos iguales, pero diferentes”

1989
0

Antes de nacer a Franco ya le habían dicho NO. Que no iba a pasar la noche, que no iba a poder caminar, que no… Sin embargo, su mamá hizo todo por él, para que pueda tener una vida, su vida. Pero Franco también puso de su parte, fuerza de voluntad, perseverancia, fe y sobre todo ganas de vivir. Hoy, con 25 años, debutó en primera división de la Liga Vallemediense con SAO Básquet y hasta logró convertir dos triples. Pasó por Marea Deportiva Radio donde pudimos conocerlo a fondo.

“Desde la panza de mi mamá, a los dos meses de embarazo, le diagnosticaron a mi mamá que algo andaba mal…” inicia Franco su historia. El aborto fue una posibilidad planteada por los médicos en aquel entonces pero a Vanesa, su mamá, nunca se le cruzó por la cabeza. El mayor de tres hermanos junto a Sofía y Alma comenzó su vida recibiendo un NO, el primero de muchos.

Nació ochomesino y las primeras palabras del médico fueron disfrútenlo mientras puedan. “Para mi mamá fue algo triste y feo, porque lo último que alguien quiere escuchar como mamá o papá es eso, pero ella la re peleó por mi” recalcó Franco con los ojos cristalinos. “Hoy a los 25 años puedo decir que tengo salud, familia, terminé el secundario, trabajo y hago deporte a más no poder. Tengo una vida normal, ese disfrútenlo quedó en el pasado” sentenció.

Franco fue diagnosticado con Sindrome de Goldenhar, enfermedad que afecta la mitad del cuerpo y que le produjo una parálisis facial en el lado derecho. Además, tiene acortamiento del tendón de Aquiles en su pierna izquierda y aunque le dificulta caminar, no le impide hacer deportes. El pasado fin de semana, por la tercera fecha de la Liga Vallemediense, hizo su debut en SAO Básquet donde pudo anotarse en la planilla con un triple. “Re feliz y re contento, en ese momento no sabía si reír o llorar. Escuchar la gente gritar mi nombre fue hermoso” dijo sonriendo.

Pero no solo el básquet es parte de la historia de Franco, fue campeón Argentino en atletismo y desde pequeño cultivó la pasión por el fútbol. Sin embargo, como desde antes de nacer, nunca le fue fácil. “Pude competir con los chicos especiales, ahí pude comenzar a conocer el otro mundo. Tengo una frase que dice: todos somos iguales, pero diferentes. Eso hay que destacarlo mucho, porque hay que dar esa oportunidad de conocer al otro” reflexionó.

Más allá de la vida deportiva, Franco también trabaja para que el mundo sea más inclusivo. Por eso estudio Lenguaje de Señas y planea su futuro al rededor de varios proyectos que tienen a la inclusión como prioridad.

Dejá un comentario

Por favor ingrese su comentario
Ingrese su nombre aquí